lunes, 3 de junio de 2013

SOLIDARIDAD NONSTOP


"No es porque las cosas sean difíciles que no nos atrevemos,
es porque no nos atrevemos por lo que son difíciles"
(Séneca)

 

 
 
Ni el frio, ni el agua, ni la nieve han podido con la fuerza, la motivación y la entrega de Oscar y Miguel.  Ellos han sido el motor de esta máquina nonstop, con la que hemos recorrido el Pirineo de costa a costa en 96 horas.

Después de unos días, y con el objetivo económico cumplido, hemos vuelto a la... ¿¿rutina?? Nunca.

Flotando todavía entre pensamientos y reflexiones, recordando todos los momentos vividos, los buenos y los duros, me doy cuenta de que Enciende una Luz en Ndokh está cada vez más cerca...del principio.

En Ndokh no tienen ni idea de lo que desde aquí se ha hecho por y para ellos.  Algún día no muy lejano podremos contárselo. Ese será el momento en que Pirineos Non Stop cobrará pleno sentido…y ese día será muy especial para todos los nonstoperos.